Guiso de garbanzos y patatas
Este guiso es muy sencillo, se hace con ingredientes comunes y da como resultado un plato reconfortante y saludable.
Raciones Tiempo de preparación
4personas 10 minutos
Tiempo de cocción
40 minutos
Raciones Tiempo de preparación
4personas 10 minutos
Tiempo de cocción
40 minutos
Ingredientes
Instrucciones
  1. Calentar el aceite de oliva en la olla en la que vayas a cocinar el guiso. Añadir la cebolla, el laurel y una pizca de sal. Sofreír a fuego medio-bajo durante 7-8 minutos, o hasta que la cebolla esté translúcida (no tiene que dorarse)
  2. Si vas a usar costilla o panceta (lee le texto del post), añádela ahora y deja que se dore ligeramente. Si no la vas a usar, continúa con el siguiente paso.
  3. Subir el fuego a una temperatura media-alta, añadir la patata y otra pizca de sal. Saltear unos minutos, removiendo de vez en cuando, e incorporar los garbanzos. Añadir una pizca de cúrcuma, el azafrán y el agua.
  4. Si se usan garbanzos secos en remojo, es aconsejable utilizar olla a presión. Cerrar bien la olla y subir el fuego a potencia máxima. Cuando la olla alcance la presión necesaria (empezará a hacer un sonido regular tipo “pssssst”), bajar el fuego a la mitad y cocinar 30 minutos.
  5. Si se usan garbanzos cocidos, tapar la olla, llevar a ebullición y dejar que hierva unos 20-30 minutos o hasta que la patata esté cocida. Hay que tener en cuenta que, si se pone costilleja, es posible que sea necesario un poco más de tiempo de cocción para que la carne quede bien hecha y tierna (con la olla a presión quedará tierna en el tiempo que he dado).
  6. Una vez terminada la cocción, añadir el huevo cocido, el ajo y el perejil. Probar el caldo y corregir de sal.